Categorías
Sin categoría

Rooftops Berlín

Rooftops Berlín Las mejores terrazas

BLOG > BERLIN

Publicado 06.09.2021 | Juan S.T. Urruzola

Los mejores rooftops de Berlín. Leer

Nuestra selección de terrazas

Los meses de verano y otoño son los más bonitos de Berlín. Por la vegetación. Por la luz. Uno de los planes más atractivos cuando empieza a caer el sol es relajarse en la terraza-azotea de alguno de los siguientes locales, que ofrecen música, bebidas y las mejores vistas de la ciudad.

Monkey Bar

El siempre concurrido Monkey Bar se encuentra en el décimo piso del 25hours Hotel Bikini Berlin. Las vistas del Jardín Zoológico ofrecen la posibilidad de contemplar a los monos trepando y saltando, de ahí el nombre del club. La terraza y las ventanas panorámicas, orientadas hacia el Oeste, muestran una hermosa perspectiva de la ciudad. La carta de cócteles es amplia y sofisticada y apuestan por la música en directo.

Klunkerkranich

El Klunkerkranich (“nido de la cigüeña”), ubicado en el techo del centro comercial Neukölln Arcaden, ofrece una panorámica de 360 grados de Berlín. La clientela es joven y el ambiente distendido, muy berlinés. Tanto el interior del bar como la gran terraza están decorados con muebles y objetos diseñados por Klunkerkranich o recogidos en la calle. Casi todas las noches hay conciertos. Si se celebran eventos, hay que pagar la entrada.

Grupo Amano

La terraza en la azotea del Hotel Amano, en el llamado Spandauer Vorstadt, tiene una ubicación inmejorable. Muy cerca de la torre de la televisión, en el corazón del barrio judío, el bar destaca por proponer una atmósfera íntima en medio de un entorno dinámico. Aquí, los visitantes y los huéspedes del hotel pueden degustar cócteles como el Beverly o el Manhattan. Es un lugar perfecto para tomar un aperitivo antes de salir a cenar, o para terminar la noche.

La azotea del Hotel Zoe, directamente en Hackescher Markt, es perfecta relajarse después de un día ajetreado y disfrutar de las noches de verano en el ambiente de un estiloso club de playa. El bar ofrece cócteles (negroni, mojito…), highballs (paloma, moscow mule…) vinos y cervezas. En algunas fechas de la temporada de verano se puede disfrutar de sesiones de yoga en la terraza con vistas. Abre de mayo a septiembre y de martes a sábado a partir de las 5 p.m.

El Monbijou Hotel está justo enfrente del Hotel Zoe. Y también tiene su terraza en la azotea. Aquí se puede experimentar una vista de 360 grados de los lugares más emblemáticos de Berlín, como la torre de televisión y la Isla de los Museos. Las bebidas son creadas por cocteleros londinenses y luego se sirven aquí. Tienen una gran variedad en la carta de bebidas y música relajante pinchada en directo por sus Dj´s, también londinenses.

Hotel de Rome

El Hotel de Rome es uno de los alojamientos más elegantes y exclusivos de Berlín. En la azotea tiene un bar-restaurante con una vista privilegiada de Bebelplatz, la Staatsoper, Unter den Linden y la Catedral. Además de los cócteles de moda, se sirven ensaladas y sándwiches. Algunas noches la carta se amplía con barbacoa o mariscos. No es necesario ser huésped del hotel para acceder a la terraza.

260 Grad

El 260 Grad es un bar en la azotea, una cafetería y un lugar para eventos. Ubicado en la Mercedes Platz (junto al Mercedes-Benz Arena) ofrece una vista impresionante del río Spree, Kreuzberg, el Oberbaumbrücke, el East Side Gallery y la torre de la televisión de Alexanderplatz. Desde la azotea de 130 metros cuadrados hay una panorámica limpia de 260 grados. La gerente del bar, Nina Pechatsch, crea emocionantes cócteles de té. La carta incluye bocadillos asiáticos y variaciones clásicas de sushi.

Deck 5

El espacioso Deck 5 se encuentra en el Schönhauser Allee Arcaden y es conocido como «el chiringuito más alto de Berlín». Hay que tomar el ascensor del aparcamiento hasta el nivel 5. Allí aparece la gran terraza y unas excelentes vistas de Prenzlauer Berg. Poseen una amplia carta de comida: se puede disfrutar de una tarta flambeada o de platos calientes a la parrilla rodeados de cómodos muebles de estilo balinés. Y con los pies enterrados en la arena.

Juan S. T. Urruzola| Guía local de Berlín